¿Tiene una cuenta?

  •   Contenido personalizado
  •   Sus productos y soporte

¿Necesita una cuenta?

Crear una cuenta

¿Qué es la computación en nube?

La transformación digital ayuda a las empresas a aumentar rápidamente la eficiencia, la agilidad y la conectividad a medida que usan la tecnología para transformar los procesos empresariales en algo más simple, rápido, seguro, flexible y rentable. La tecnología de computación en nube es un pilar de la transformación digital.

¿Cuáles son las ventajas de la computación en nube?

La computación en nube ofrece a las empresas modelos prácticos para acceder a las ofertas de infraestructura, plataforma y software de pago por uso. Con la computación en nube, las empresas pueden liberar capital, optimizar el mantenimiento de TI, modernizar y escalar los enfoques empresariales, convertir la seguridad y la flexibilidad en servicios y soluciones, ayudar a los clientes de nuevas maneras, y hacer crecer su empresa en las condiciones de mercado siempre cambiantes.

Tipos de modelos de implementación de computación en nube

Nube privada

El modelo de nube privada hace referencia a los recursos de computación en nube que se usan exclusivamente en una misma empresa u organización. La nube privada puede almacenarse en el centro de datos interno o un proveedor de servicios puede alojarla en la nube.

Vea nuestras Soluciones de nube privada


Nube pública

Cuando una organización implementa un modelo de nube pública, toda la infraestructura de hardware, software y soporte es propiedad del proveedor de servicios que la administra y la proporciona exclusivamente por Internet. Puede acceder a estos servicios y administrar la cuenta mediante un navegador web.


Nube híbrida

Un modelo de computación en nube híbrido combina las nubes públicas y privadas para compartir datos y aplicaciones. Las nubes híbridas conectan la infraestructura y las aplicaciones entre recursos en nube con los recursos existentes que no se encuentran en la nube. Este enfoque le aporta a su empresa más flexibilidad y más opciones de implementación.

Vea nuestras Soluciones híbridas y multinube

Tipos de servicios de computación en nube

Los servicios de computación en nube ofrecen modelos convenientes de pago por uso que eliminan los gastos y el mantenimiento costosos. Los proveedores de nube alojan una variedad de ofertas de infraestructura, plataforma y software en las instalaciones que ellos “alquilan”, lo que le aporta a la organización la flexibilidad de activar o desactivar los servicios de computación en nube en función de los requisitos cambiantes.


Infraestructura como servicio (IaaS)

Piense en IaaS como si fueran los componentes de la TI basada en la nube. En este modelo, un proveedor de nube aloja los componentes de infraestructura que tradicionalmente se almacenan en centros de datos internos. Por ejemplo, el hardware de servidores, almacenamiento y redes, junto con el hipervisor (capa de virtualización), suelen alojarse en las instalaciones. Con IaaS, su organización puede elegir cuándo y cómo desean administrar las cargas de trabajo sin necesidad de comprar, administrar y respaldar la infraestructura subyacente. IaaS permite que la infraestructura esté en funcionamiento rápidamente, con un modelo de pago por uso.


Plataforma como servicio (PaaS)

PaaS se suma al modelo de IaaS, pero suele ser algo específico de las herramientas de hardware y software para el desarrollo de aplicaciones. Además de proporcionar componentes de infraestructura, los proveedores de nube también alojan y administran sistemas operativos y middleware que los desarrolladores necesitan para crear y ejecutar aplicaciones. PaaS ofrece un modelo a petición de pago por uso.


Software como servicio (SaaS)

Con SaaS, los proveedores de nube alojan y administran toda la infraestructura, además de las aplicaciones para usuarios finales. Cuando su empresa elige un modelo de SaaS, no necesita instalar nada; los usuarios podrán iniciar sesión y comenzar a usar de inmediato la aplicación del proveedor de nube que se ejecuta en la infraestructura. SaaS lo libera para que pueda dedicarse únicamente a pensar en cómo usará su empresa dicho software, en vez de pensar en cómo mantenerlo. SaaS está disponible a petición o por suscripción.